Una nueva preocupación se ha añadido recientemente a los propietarios de inmuebles, ya no era bastante con el temor diario al asalto y al robo que se extiende por todo el territorio nacional como consecuencia del aumento de la pobreza, sino que ahora vienen a sumarse los cada vez más casos de ocupaciones ilegales.

Los propietarios se preguntan cómo es posible, de qué parte está el estado cuando en España se realizan cuatro desahucios a la hora si la propiedad es del banco y las familias no pueden pagarla, por qué envían a numerosos policías a expulsar de sus viviendas a ancianos y niños con la mayor de las premuras y, cuando es una casa de un particular que ha sido ocupada, pueden llegar a pasar años antes de que un juez decida su expulsión.

Tanto un caso, el asalto y robo, como la ocupación ilegal de viviendas son dos pesadillas que el propietario de una vivienda no debería padecer, y aunque ambos casos son problemas sociales a los que el estado debería dar solución, es una realidad que esto no es así, que aumentan los casos y que todo apunta a que esta será la tónica habitual en los años futuros.

No queda otra que sea el dueño de la propiedad el que asuma todos los riesgos y trate de evitar el problema, ya sea con un seguro, con alarmas o con el sencillo gesto de consultar a un cerrajero profesional para que le ayude a implementar las medidas de seguridad que le proporcionen ese plus de garantías que evite la entrada de ladrones y / o de okupas.

A pesar de lo que se pueda pensar en un principio, existen cerrajeros baratos que ofrecen la mayor calidad en sus trabajos, profesionales capaces de abrir las puertas de los domicilios sin daño alguno si nos dejamos las llaves dentro o necesitamos cambiar las cerraduras tradicionales por unas más seguras, como pueden ser las denominadas antibumping.

Los cerrajeros con presencia en toda España que vas a encontrar tras este enlace ofrece la gran ventaja de conocer a fondo los problemas más acuciantes de los propietarios de cada región o ciudad y saben actuar en consecuencia. Sus acciones van desde la sustitución de los susodichos bombines hasta la implementación de medidas de seguridad auxiliares con las que aumentar la seguridad en las viviendas, la apertura de cualquier tipo de puertas incluidas las de los vehículos, persianas metálicas de los negocios o cajas fuertes.

Son, además, el conjunto de profesionales con los que mejor puedes contar para casos de urgencia, ya que ofrecen su servicio al completo las 24 horas del día los 365 días del año, ininterrumpidamente, pues saben que nadie debe de estar viviendo con una casa abierta después de haber sido violada una puerta o con el temor y la inseguridad a que entren en ellas.

La elección de la cerradura, el primer paso para aumentar la seguridad en los inmuebles.

Ya sea para el hogar o para el negocio, elegir una cerradura de seguridad debe ser un paso prioritario para aumentar la seguridad y tranquilidad de los propietarios. Después podremos seguir aumentando esta seguridad en la apertura de puertas con otras medidas, como la colocación de barras transversales, mirillas o cadenas en las puertas, barras de hierro en las ventanas, etc.

Para asegurar tu puerta, el primer paso debería ser sustituir las cerraduras habituales por aquellas que están preparadas, como ya hemos comentado, para evitar el método bumping, que es el más utilizado por los cacos y okupas, ya que es un sistema rápido y eficaz, que no deja rastro evidente de asalto.

Pero si queremos seguir aumentando la protección de nuestras puertas, deberemos tener tres factores en cuenta a la hora de elegir una cerradura. En primer lugar, que pueda ejercer una fuerza que contrarreste los intentos de manipulación cuando no vienen de la llave que las abre, debe de soportarlos con resistencia, evitando su apertura. Igualmente debe poder soportar con entereza los ataques violentos para que no se rompa el bombín que permite la apertura y, por último, que el enclave del cerrojo en el marco de la puerta se lo más duro y efectivo posible.

Existen muchos modelos y marcas de cerraduras que permiten un buen nivel de seguridad en las puertas, la reseñada más arriba en el enlace es un buen ejemplo de ellas. Pero, no debemos olvidar que las puertas también forman parte del equipo activo que evitará la entrada de extraños en la vivienda cuando no tengan buenas intenciones, por lo que debes saber que puedes elegir entre puerta blindada (de madera con dos planchas de acero en el interior), puerta acorazada (igual que la blindada pero, además, los marcos están envueltos en acero) y la puerta de seguridad (que aúna la resistencia de una puerta acorazada y le suma un conjunto de cierre de alta resistencia).

Quizás también le interese el artículo:

CÓMO OBTENER LAS MEJORES COBERTURAS PARA CUALQUIERA DE TUS SEGUROS.

Deje su comentario.

Ladones y okupas; dos problemas en aumento para los propietarios de inmuebles.
5 (100%) 2 votes



MetaDatos del artículo:

Autor:

"Decidido a crear un website útil."

Título del Artículo: Ladones y okupas; dos problemas en aumento para los propietarios de inmuebles.

Última modificación: 20 de diciembre de 2018